Crónica II Torneo Interclubes Costa del Sol 2017: El vendaval continua

publicado en: Noticias | 0

Tras quedarnos con las ganas de inaugurar la Temporada 2017 hace unos días en el III Open Pesca Kayak Villa Estepona echándonos al agua, el Club Deportivo Vivo Kayak Almería puso rumbo a Marbella para intentar resarcirse y poder competir en un gran evento además de convivir con nuestros compañeros y amigos.

Por lo que, el viernes después de comer, salimos desde Almería acompañados por una lluvia que no cesó en todo el día, e hizo que nos tomáramos el viaje con mucha más calma. A la llegada a Cabopino fuimos viendo que ya habían llegado los primeros asistentes al evento, de hecho nos encontramos con la familia Sanjaime en la recepción del camping. Tras acomodarnos en nuestros bungalows, salimos a tomar algo con nuestros amigos de Málaga, refugiándonos bajo la lluvia en el avance de la caravana de David Avilés, en la que pasamos una buena noche con el repertorio de chistes de Juan Cano.

Prensente vivo kayak
Javi y Jaimito disfrutando de la piscina.

Se informó el sábado por la mañana que debido al fuerte levante que marcaba la previsión, se decidía suspender la prueba para que los compañeros que iban a pasar noche o comprar cebo, contaran con un margen de reacción para que la molestia fuera lo menor posible.

Llegados a esta situación, tocaba disfrutar del puente con los amigos dejando a un lado la pesca, por lo que, las risas, los baños en la piscina y los hielos, se convirtieron en protagonistas.

Aunque la prueba no se iba a realizar por mal tiempo, el domingo se daba lugar al evento en tierra y los participantes llegaron repartidos durante la mañana con hora tope de las 12, ya que se realizaba el sorteo de los premios en los que felicitamos a todos los agraciados de los mismos y en especial a nuestro Pepo, por ese fantástico carrete.

Tras el sorteo se procedió a la comida, en la que compartimos mantel todos los compañeros de Club Vivokayak Almería, finalizando con esto el evento del II Torneo interclubes de la Costa del Sol.

Esperando la comida.

Como la previsión del lunes nos indicaba que era posible echarse al agua, y teníamos muchas ganas de probar este nuevo escenario en el que no habíamos pescado, decidimos probar un par de horitas la zona para futuras ocasiones. Así que, el lunes a primera hora nos fondeamos en la zona del evento comprobando que en este lugar existe bastante vida y que de realizarse estaba más que asegurada la diversión.

Como todo en esta vida, lo bueno se acaba. Recogimos todo y tras la comida del lunes, pusimos rumbo de vuelta para Almería, concluyendo un muy buen puente de convivencia y pesca.

Ya que en este evento tampoco pudimos competir, las ganas aumentan para los restantes campeonatos de esta temporada 2017.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *